febrero 27, 2024

Onu Noticias

Encuentre las últimas noticias, fotos y videos de México. Lea los titulares de última hora de México en Onu Noticias

Luca Berdondini: “Mi chip implantado en el cerebro es más fuerte que el chip de Musk”

Luca Berdondini: “Mi chip implantado en el cerebro es más fuerte que el chip de Musk”

Está desarrollando un microchip para implantarlo en el cerebro, que es más avanzado que Elon Musk y su empresa Neuralink. Lo hace desde Italia con cortical, una startup nacida en el Instituto Italiano de Tecnología (IIT) en Génova. Se trata de Luca Berdondini, el científico suizo que eligió nuestro país, aunque todas las puertas del mundo estaban abiertas para él, para desarrollar tecnologías avanzadas en el campo de la neurociencia. Un chip en el cerebro decodifica la intención del movimiento y lo traduce en acción, dando órdenes a sistemas de asistencia robótica, como las prótesis neurorobóticas. Una tecnología que mejora la vida de las personas con disfunción motora. Sin embargo, el anuncio de Elon Musk a finales de enero pasado sobre X: “Neuralink ha implantado el primer chip en un cerebro humano” causó gran revuelo. El clamor y las dudas morales. ¿Por qué? “Porque Musk se comunica escribiendo un tweet. Porque no sabemos exactamente sus intenciones y esta es una tecnología que tiene implicaciones éticas. Porque usa la palabra de manera evocadora. TelepatíaO la telepatía o el pensamiento, que hace que la gente imagine que es un chip que puede leer la mente”.

Neuralink, cómo se hace y cuánto cuesta implantar un chip en el cerebro

Por Arcángelo Ruccola

¿Será así? “Seamos claros. Esta es una tecnología utilizada en el campo clínico para traducir la intención del movimiento en acción. El propio Musk ha recibido autorización de la FDA para realizar estudios sobre enfermedades del movimiento. Esto Esto no significa leer la mente. O entrar en el ámbito privado.

Luca Berdondini, de 50 años, nació en el cantón de Ticino, cerca de Bellinzona.. Estudió microtecnología en la Universidad Politécnica de Lausana, Suiza, “una facultad que combina ciencia de materiales, informática, electrónica y óptica”. Tesis sobre sistemas integrados. Obtuvo una maestría en la Universidad Caltech en Estados Unidos de América, donde trabajó con Jerry Payne, uno de los pioneros en este campo. Doctorado por la EPFL. La primera startup de 3Brain en Suiza. Desde 2007 dirige el grupo de investigación de Nanotecnología Neuroelectrónica en el Instituto Tecnológico de Génova.

El campo tecnológico en el que nos movemos es Interfaz cerebro-máquina: Interfaz cerebro-computadora. Si esta tecnología abandona el campo clínico, ¿podremos usar nuestros pensamientos para controlar máquinas, escribir textos, encender luces u otros escenarios de ciencia ficción?

READ  La NASA está haciendo sonar la alarma. Posibles consecuencias »ILMETEO.it

“Estas tecnologías representan un valor agregado para los pacientes si permanecen en el entorno clínico. Si entran en el mundo del consumo, es difícil evaluar las implicaciones “Podemos llegar a escenarios de ciencia ficción”.

El primer implante Neuralink en el cerebro humano, neurólogo: “Se requiere precaución”

Por Emanuele Capone

La tecnología Corticale es actualmente más avanzada que la tecnología Neuralink. “Hemos desarrollado dispositivos muy pequeños, similares a agujas diminutas. Imaginemos muchos micrófonos pequeños que registran la actividad eléctrica de las neuronas asociadas con el control del movimiento. Luego, esta información se extrae y se envía al exterior para ser procesada. Esto se llama Decodificación de la intención motora. ¿Por qué hacemos esto? Facilitar la vida de las personas con problemas de movilidad. Por traumatismos, accidentes o enfermedades degenerativas como la esclerosis lateral amiotrófica.

Sin embargo, hace exactamente lo mismo que hace Elon Musk. El segmento Perdondini tiene ventaja. “El sistema Neuralink tiene 1.024 electrodos en total, pero están distribuidos en varios microhilos (o implantes) que luego se implantan. Cada microhilo tiene 16, por lo que se necesitan 64 implantes para conseguir 1.024 electrodos. En nuestro caso, Cada implante contiene 1.024 electrodos. “Estimulando así una lesión microscópica para el mismo número de electrodos”. Además de las enfermedades motoras, hay más. “Si combinamos el registro de la actividad de celebración con estimulación eléctrica, algo que ya se ha utilizado en la clínica durante décadas para los pacientes de Parkinson, obtenemos una Enorme potencial también para otras enfermedades, como la epilepsia o la depresión resistente a los medicamentos.“.

Berdondini fue uno de los primeros invitados a un simposio de Neuralink en 2018. En el único documento técnico que publicó Musk, se le mencionaba como referencia. “Desde el punto de vista tecnológico, Musk no está haciendo nada nuevo en comparación con el estado del arte. Era bueno juntando las piezas.Y reúne todas las habilidades necesarias. “Opera en un ecosistema que tiene un gran apetito por el riesgo y se mueve rápidamente”.

Neuralink, miles de voluntarios para el primer chip cerebral humano: ¿cuánto costará y para qué servirá?

Por Pier Luigi Pisa

READ  Xiaomi 14 Ultra oficial en China: tope de gama en todo

Corticle nació durante el Covid. “Estábamos atrapados en casa, teníamos tecnología competitiva y la comunidad científica nos pedía que la usáramos. Decidimos crear un proyecto con… niño fabioIngeniero en Robótica, H Gian Nicola Angozzi, Ingeniero electrónico.” En 2021, Berdondini conoció al inversor Giuseppe Santella, quien decidió financiar su proyecto con 2 millones de euros. Fundó Corticale, pero aún no tiene un papel activo en la empresa. Es cofundador y asesor científico. .

Desde la secundaria, Berdondini tiene dos pasiones fuertes. Uno para robótica y otro para biología.. “Hoy soy un investigador feliz porque pude combinar estos dos mundos en mi trabajo”. Siempre ha trabajado en interfaces, desarrollando la idea de los electrodos activos y creando los primeros dispositivos. En los últimos años fundó su primera startup, 3Brain. En 2007 llegó a Italia. “Podría haber ido a Estados Unidos, a Bélgica, a Francia. Decidí venir a Génova porque me fascinaba el Instituto Tecnológico., que reúne diferentes áreas de investigación con enorme potencial. Nanomateriales, robótica, neurociencia, tecnología computacional: para mí era un patio de recreo…”

Caterina Verneri, física de partículas de la Universidad de Stanford: “Estoy investigando para descubrir cómo sucedió todo”.

Por Eleonora Chioda

Su tecnología se llama Sinaps. Ya se ha probado en primates no humanos en Inglaterra y ofrece resultados sorprendentes y muy eficaces. Ya ha iniciado la cooperación con importantes distribuidores internacionales. “También estamos tejiendo una red de cooperación nacional e internacional para realizar el primer ensayo en humanos. Hoy vendemos nuestra tecnología a otras empresas como instrumento científico. Paralelamente, estamos creando una cadena de producción completa para crear el dispositivo médico, por ejemplo del cual ya hemos obtenido un certificado de producción.”

¿Y si esta tecnología, creada para abordar problemas clínicos, pudiera utilizarse en personas sanas? “Podría suceder y eso nos preocupa. Necesitamos prepararnos, pensar, hacer preguntas, actuar con anticipación y estar organizados”.

Antonio Tomachio, profeta de la Inteligencia Artificial: “Las luces son muchas y las sombras están en manos de unos pocos”.

Por Eleonora Chioda

¿Por qué una persona sana cultivaría este tipo de tecnología? “La pregunta que hay que hacerse es precisamente: ¿La respuesta? Hacer cosas que otros no pueden hacer. En pocas palabras, hacer cosas que son inútiles”.: Enciende las luces con tu mente, conéctate, contesta el teléfono y escribe un correo electrónico sin tener que dar un paso. Pero los escenarios pueden ser de ciencia ficción y las preguntas son múltiples. Pregunté a los jóvenes en una escuela: ¿Cultivarán este tipo de tecnología? Mucha gente me respondió: sí. Temo que habrá un efecto dominó. Como siempre, toda tecnología tiene pros y contras. “Pero cuando el mundo de la investigación se vaya, habrá que regularlo”.

READ  Aquí viene la súper luna azul, vista en el cielo nocturno entre el 30 y 31 de agosto

El dispositivo de Musk estará en el mercado en 5/10 años. A Berdondini le va igual de bien. “Es un camino que requiere tiempo, recursos económicos y muchas habilidades, pero estamos en el camino correcto. La influencia de Musk ha permitido que toda la comunidad, fuera del mundo científico, sepa de qué se trata”.

“La primera vez que presenté esta tecnología en una conferencia científica, todos estaban confundidos: me preguntaron: ¿Por qué 1.000 electrodos? ¿Por qué 4.000 electrodos? No los necesitamos. 10 es suficiente. Y respondí: Tenemos miles y miles de millones de células, ¿cómo se las arreglan? ¿Es suficiente? “¿Poco? Estoy avanzando. Siempre he creído eso. El cerebro es un sistema complejo y dinámico que cambia con el tiempo. Debemos tener tecnologías que se adapten para acomodar la información que algún día lo habremos codificado en unas neuronas y otras en otras”.

Esposa alemana con dos hijos. En casa de Berdondini hablamos italiano, francés, alemán y a veces inglés. “Ellos son mi suerte y es su apoyo el que siempre me respalda”. En este libro Ciencia ficción Por Marco Passarello La entrevista a Berdondini se convierte en una historia de ciencia ficción, donde ves el futuro que te deja asombrado.

Leonardo Meursot: de campeón de voleibol a organólogo de Los Ángeles

Por Eleonora Chioda

¿Y si Elon Musk te llama a Estados Unidos? “Prefiero permanecer en un contexto científico, que te obliga a seguir la ética y comunicar lo que estás haciendo. Corticale es una entidad privada, pero tiene una ley que limita el uso de esta tecnología sólo al campo clínico”.

¿Sueñas con una carrera en el mundo de la tecnología para tus hijos? “En los tiempos actuales, sólo sueño con un mundo más pacífico”.

Quinto