mayo 29, 2024

Onu Noticias

Encuentre las últimas noticias, fotos y videos de México. Lea los titulares de última hora de México en Onu Noticias

“El progresismo transforma el sistema en lugar de confrontarlo”

“El progresismo transforma el sistema en lugar de confrontarlo”

entrevista con periodista Raúl ZibechiCo-editor de “El Estado Real Extinte”, editorial La Vorajin

Apagadoenrique lopes Traducido por

Cas en la roja

En una columna publicada en el diario El País el 1 de febrero, la periodista brasileña Eliane Brum denunció: “El genocidio (indígena yanomami) lleva las huellas dactilares de Bolsonaro. El resultado de un laboratorio de cuatro años de la extrema derecha brasileña se manifiesta en la forma del cuerpo de los niños”. Por otro lado, la Defensoría del Pueblo de Perú anunció la muerte de 17 personas en un día -el 9 de enero- por la represión de las fuerzas del orden (principalmente en la ciudad de Juliaca, en el departamento de Puno).“El gobierno de hoy no es la forma de efectuar cambios” , dice el periodista Raul Zbechi; Es autor del libro “El Estado Davero Excitente” junto con Tesio Machado, investigador, sociólogo y analista político uruguayo. Del Estado de Pinestar al Estado Para el Despojo”, publicado por La Voraj. Sobre las limitaciones de los gobiernos progresistas, el autor destacaPeríodos de declive

. Gente en Marcha: “Se puede reducir la pobreza sin tocar las redes del capital financiero: el narcoparamilitarismo, los militares y las iglesias pentecostales”.

Gbechi fue entrevistado por correo electrónico.

“El statu quo” termina con el segundo ciclo progresista latinoamericano (gobiernos de esta corriente en Brasil, Argentina, Colombia, Chile o México); Alcanzaron el poder administrativo en términos de “entregas y tratados con un establecimiento económico y militar más grande que el conocido y establecido en el primer ciclo”. ¿En qué sentido, puede citar algunos ejemplos? Ya habíamos escrito con Tesio Machado“Cambiando el mundo desde arriba. Los límites del progresismo

, para demostrar que no hubo cambios estructurales en ese primer ciclo y en cambio se profundizó el capitalismo. Queremos subrayar que ahora los estados han cambiado, no son instrumentos neutrales (nunca lo fueron), sino que fueron secuestrados por el 1% para proteger sus privilegios.

Además, la situación internacional ha cambiado. Han pasado Trump y Bolsonaro, y hay guerras desde Yemen hasta Ucrania, desde Eurasia hasta África. En Latinoamérica tenemos guerras de usurpación en la Amazonía y en toda Sudamérica, en México y Centroamérica. Oro, hierro, cobre, tierras raras: el capital le ha declarado la guerra a la gente para mercantilizar y mover los bienes públicos; petróleo y gas; aceite de soja y palma; Agua, mucha agua.

Finalmente, las fuerzas armadas y el gobierno en su conjunto protegen los intereses creados y las agendas de las grandes empresas. En Colombia, Pedro apela al Comando Sur para proteger la Amazonía, y Lula logra que los militares lo dejen gobernar porque todavía apoyan a Bolsonaro, y esto no cambiará de la noche a la mañana. Aquí es donde aparecen las debilidades del progresismo: se adaptan al sistema en lugar de confrontarlo.

Describes la situación actual como “una gran trampa”. A partir de este informe se puede determinar una cierta equidistancia en casos como el del presidente y amo rural indígena (encarcelado) Pedro Castillo y el actual gobierno (conspirador) de Tina Bolvart (por 69 muertos en dos meses, Perú). represión de protestas)?

READ  De México al Valle de los Templos de Agrigento

Nada como antes. Detrás de Dina Boluarte están los militares, el mundo de los negocios legales e ilegales, Estados Unidos y la derecha peruana. Impusieron una dictadura institucional apoyada por un Congreso elegido “democráticamente”, un poder judicial y varios órganos del estado colonial.

Pero Pedro Castillo nunca hizo lo que prometió en la campaña electoral, sino que negoció con los nuevos capitales ilegales emergentes (oro, drogas, tráfico de personas) y volvió a la plataforma que lo eligió.

La pregunta es: ¿podría haberlo hecho diferente en el Perú patriarcal-colonial del que formaba parte? Si hubiera intentado hacer cambios sustanciales, el Parlamento lo habría echado en cuestión de minutos. Por eso decimos hoy que el gobierno no es un medio para efectuar cambios.

-El aparato estatal ha sido secuestrado por el capital financiero comandado por el 1%, que utiliza descaradamente el narcotráfico y el paramilitarismo para destruir los movimientos antisistema”, subraya el texto; ¿es tal afirmación incompatible con el objetivo declarado por Lula da Silva en su discurso de investidura, el objetivo de salvar a 33 millones de personas del hambre?

Curiosamente, la pobreza se puede reducir sin tocar las redes del capital financiero: el narcoparamilitarismo, los militares y las iglesias pentecostales. Todo el programa Bolsa Familia cubrió solo el 0,5% del presupuesto estatal durante sus dos primeras presidencias, y en muchos casos fue financiado por empresas y colaboraciones internacionales interesadas en difundir alimentos con OGM alimentarios.

El problema de Lula sigue siendo el mismo que la historia paró en 2003: presentar la lucha contra el hambre como un acto antineoliberal. Nada de esto. Hay que combatir el hambre, pero no siguiendo las recetas del Banco Mundial, que inventó la propuesta de políticas sociales focalizadas, sino con cambios estructurales.

Estos cambios deben detener el agronegocio, la minería, la destrucción de la vida, el progreso en la Amazonía y otras áreas. Pero esto no lo puede hacer el Estado, sino los campesinos, los indígenas, los negros y mestizos, que realmente quieren y pueden hacerlo. Durante el gobierno de Bolsonaro, la principal oposición ha venido de los pueblos indígenas, que representan el 2% de la población, no de organizaciones estatistas como los sindicatos.

En el libro usas la frase “estados de expropiación”: ¿podría aplicarse a proyectos de infraestructura como el Ferrocarril Maya que impulsa el presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador y la resistencia del movimiento zapatista?

READ  Archistars casas en alquiler en Airbnb

Absolutamente correcto. Los derrumbes en México los mencionan los trabajos que cita, pero 300.000 muertos y 100.000 desaparecidos. Porque para expropiar, para robar, hay que atacar al pueblo ya la gente que vive en los territorios que el capital quiere aprovechar.

Lo interesante es que la resistencia en México hoy gira no solo en torno al Zapatium, sino también cada vez más en torno al protagonista, el Congreso Nacional de los Indígenas. , que no es más que la militarización masiva del país por parte del gobierno de López Obrador.

-¿Cree que la violencia del gobierno de Chile contra el pueblo indígena mapuche se podría haber cambiado o reducido durante la presidencia de Gabriel Boric? ¿Se aplica aquí el concepto de “antineoliberalismo”?

Contrarrestar. Boric ha militarizado el Muro de Mabu más agresivamente que cualquier gobierno anterior desde 1990. Uno podría pensar que un gobierno de izquierda reduciría la militarización y abriría espacio para las negociaciones, pero es todo lo contrario. Tanto en Chile como en Argentina, los gobiernos progresistas, la ofensiva antimapuche es muy fuerte.

Las razones son dos. Por un lado, grandes sectores de la sociedad afectada por el poderosísimo sector empresarial forestal de Chile mantienen como rehén al pueblo mapuche porque su lucha es contra las plantaciones de pino que los asfixian.

En segundo lugar, la fortaleza del pueblo mapuche, que desde 2019 ha recuperado 500 terrenos en medio de la pandemia. El efecto de “contagio” de las confiscaciones mapuche sobre colonos y campesinos no mapuche que reclaman tierras robadas por empresas forestales durante la dictadura de Pinochet es un asunto grave para quienes están en el poder.

Boric, el Frente Amplio y el Partido Comunista se pusieron del lado de los empresarios contra el pueblo mapuche y los campesinos. Es extremo, pero el resultado está a la vista de todos: menos de un año después de haber asumido el cargo, su gobierno tiene solo un 28% de apoyo. Bajo rendimiento en la memoria viva.

-El actual presidente de El Salvador, el derechista Nayeb Bugele, ha abierto una macrocárcel (según fuentes gubernamentales, la más grande de América Latina) para albergar a jóvenes pandilleros. ¿Cómo coincide esta gran prisión con la caracterización del estado en el libro?

READ  Las palabras de Marco sobre Pérez enojaron a México

El caso de Bugel es trágico porque proviene de la extrema izquierda, el Frente Farabundo Martí (FMLN), partido donde fue alcalde de San Salvador a los 34 años. Ahora es un presidente muy polémico, conservador, militarista y oportunista. Se le atribuye la construcción de la prisión más grande del continente en un país con el mayor número de presos del mundo.

Ideológicamente, podemos ver un movimiento hacia un estado penal caracterizado por violaciones sistemáticas de los derechos humanos, que es, en esencia, la otra cara de un modelo extractivo que depreda la naturaleza y las personas.

-Finalmente, ¿cuáles son los referentes actuales en el campo popular latinoamericano de movimientos de base que representan alternativas a los partidos/gobiernos progresistas?

Primero el pueblo originario, en todos los rincones del continente. Pero cada vez más campesinos y gente negra, porque todos son los que más sufren los efectos del neoliberalismo. Digamos que están en la primera línea de las excavadoras, la guerra química del glifosato y las bandas de narcotraficantes y paramilitares.

Es impresionante la proliferación de grupos defensivos: guardias indígenas, cimarrones y campesinos en Colombia; Patrullas de Campesinos y Guardianes de Estanques en Perú; Policía Social y EZLN en México; Autodefensas de comunidades mapuche, así como pueblos amazónicos en Brasil y Perú.

Estas prácticas, más allá de su diversidad, nos hablan de pueblos que ya no aceptan la protección o la neutralidad de los estados, y deciden usar sus poderes y los propios, desconfiando de ellos, aunque lleguen a ciertos acuerdos. Autonomía.

https://lavoragine.net/libro/el-estado-realmente-existente/¿Te ha gustado este artículo? Infoaut es una red independiente basada en el trabajo voluntario y militante de muchas personas. Puede ayudarnos difundiendo nuestros artículos, ideas e informes a una audiencia potencial y apoyarnos suscribiéndose a nuestro canal. telegramaO siguiendo nuestras páginas sociales Facebook , instagramY

Luz de red.