Sólo el 28% de los mexicanos confía en el gobierno, dice informe de la ONU

9 abril, 2018

Ciudad Judicial de la Ciudad de México (foto: wikipedia) Sólo el 32% de los mexicanos confía en el sistema judicial, según el informe de la CEPAL

Confiar en su gobierno es tanto crucial para la funcionalidad de muchos servicios públicos como crítico para una economía saludable. Desafortunadamente, tres de cada cuatro ciudadanos latinoamericanos tienen poca o nula confianza en sus gobiernos, y tan solo el 28% de los mexicanos dice que confía en el gobierno federal, como lo demuestra el recién informe “Perspectivas económicas de América Latina 2018”, publicado el pasado 9 de abril en Bruselas.

El informe “Repensando las Instituciones para el Desarrollo” fue producido de manera conjunta por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe de las Naciones Unidas (CEPAL), el Centro de Desarrollo de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), y el CAF – Banco de Desarrollo de América Latina, en colaboración con la Comisión Europea.

La investigación plantea que es necesario reconectar a las instituciones con los ciudadanos, respondiendo de mejor manera a sus demandas y aspiraciones, para fortalecer un modelo de crecimiento inclusivo y sostenible en América Latina y el Caribe.

En el caso de México, el informe destaca la implementación de políticas para para alentar la participación ciudadana y mejorar la rendición de cuentas (como la Ley General de Transparencia y Acceso o la Información Pública Sistema Nacional Anticorrupción), pero cuestiona su efectividad.

Sin embargo, aunque se dispone de estas políticas, el informe no necesariamente confirma su efectividad. En vez de ello, el informe muestra que la confianza de México en las instituciones públicas ha decaído en los últimos años.

Sólo el 32% de los mexicanos confía en el sistema judicial, lo que significa que el gobierno necesita trabajar sin duda en el mejoramiento la regulación, así como en la implementación de la ley.

Los mexicanos también perciben que la corrupción está al alza, habiendo incrementado 8 puntos porcentuales a 83% en 2016. 

Esta tendencia se observa en toda la región. Por ejemplo, la proporción de la población satisfecha con los servicios de salud cayó de 57% en 2006 a 41% en 2016, ubicándose muy por debajo de los niveles de la OCDE – cercanos al 70%.

De la misma manera, la satisfacción con el sistema educativo cayó de 63% a 56% para ese periodo. Esto contribuye al descontento social y a la poca disposición de los ciudadanos a pagar impuestos – también llamada ‘moral tributaria’.

 En 2015, el 52% de los latinoamericanos, 6 puntos porcentuales más que en 2011, aseguró estar dispuesto a evadir impuestos si tuvieran la ocasión de hacerlo.

El descontento social con los servicios públicos es aún mayor para la población pobre y vulnerable pues no pueden acceder a otros servicios de mejor calidad, generalmente más costosos y provistos por el sector privado, muestra el informe.

Con base en esta evidencia, Perspectivas Económicas de América Latina 2018 hace un llamado a repensar las instituciones y a construir un nuevo nexo Estado-ciudadanos-mercado, a través de un nuevo pacto social que exige reforzar la credibilidad y la capacidad de los Estados para luchar contra la corrupción, prestar mejores servicios y responder a las demandas de los ciudadanos.

 

De clic aquí para saber más sobre Perspectivas económicas de América Latina 2018.

https://read.oecd-ilibrary.org/development/latin-american-economic-outlook-2018_leo-2018-en#page1

 

Premio Breach / Valdez de periodismo y derechos humanos

Defensoras Derechos Humanos

  • La Hermana Consuelo Morales

RECIBE LOS DESTACADOS EN TU CORREO

SÍGUENOS EN REDES SOCIALES